El cerebros y sus vericuetos

Esta página contiene artículos que con ávidez he leido varias veces y me han resultado muy interesantes escritos por la odontóloga Joanna Evans F. de Venezuela y que he recopilado para que no se pierdan. Aconsejo su lectura como la de los sitios enlazados. Gracias.

A principios del año pasado tuve el gran honor de conocer personalmente al Dr. Fuad Lechin al cual había oído mencionar en innumerables ocasiones. Mi interés en entrevistarme con él, se debía a que se difunde actualmente en el ámbito odontológico la participación de los neurotransmisores en la generación del bruxismo, y deseaba conocer la opinión de un experto que ha producido a lo largo de 60 años material relacionado con ese tópico para las principales revistas medicas consultadas a nivel mundial.

Durante mis casi 20 años de ejercicio profesional he atendido a pacientes que sufren de un trastorno conocido como síndrome de la ATM, o síndrome de la articulación temporomandibular (esta es la articulación que permite que la mandíbula se mueva, permitiendo los movimientos de apertura y cierre de la boca), asociado en muchas ocasiones con el hábito denominado Bruxismo (acción de apretar fuertemente los dientes o de “rechinarlos”). El odontólogo siempre ha visto de forma muy pasiva la aparición de este hábito paranormal en la musculatura de la cabeza y su acción se limita por lo general, a instalar un dispositivo que se interpone entre los maxilares, conocido como “férula”. A pesar que desde hace unos 15 años empecé a incorporar los conceptos de la Ortopedia Funcional de los Maxilares y la utilización de unos aparatos que reproducen en nuestra boca un plano ideal de mordida (terapia poco usual), observaba remisión de los síntomas y signos en el área de la cabeza pero también la persistencia de estas contracturas y sus repercusiones hacia otras áreas del cuerpo. Mis pacientes entonces eran referidos al neurólogo, al otorrino, al traumatólogo, y se le indicaba la realización de Resonancias Magnéticas y Tomografías sin encontrar hallazgos significativos.

Conocer el enfoque con el cual se trabaja en el consultorio del Dr. Lechin, abrió para mi insospechados y nuevos horizontes; empecé a reconocer en los pacientes ciertas condiciones y desórdenes que también están asociados en ocasiones con el bruxismo: hiperinsulinismo, trastornos del sueño, stress, alteraciones del sistema inmunológico, desordenes gastrointestinales, dolores articulares y musculares crónicos, etc. Hoy en día agradezco el hecho de que mi visión como profesional en el área de la salud se haya expandido, me siento más poseedora de herramientas para encauzar el tratamiento de mis pacientes, y con más responsabilidad en la detección de una alteración que puede hasta llegar a salvar la vida de un paciente. Agradezco a Dios el haberme provisto de una mente inquieta, y al Dr. Lechin el haber evocado en mi el amor y la pasión por el estudio.

En nuestro organismo circulan unos químicos parecidos a las hormonas, pero en vez de ser producidos por glándulas, estos son sintetizados por las neuronas, células encargadas de difundir todos los mensajes que conllevan al funcionamiento y adaptación de nuestro cuerpo. Sus concentraciones pueden estar afectadas por diversas alteraciones, entre ellas las que traemos a nivel genético o circunstancias como el stress. El hecho de que tengamos tendencia a producir uno u otro neurotransmisor supedita un cuadro característico de enfermedad, nuestro humor y personalidad, ritmo de sueño, presión arterial, etc., se ven afectados. Si pasamos a ver a los pacientes no de forma parcializada sino como un ente integral, como un todo que puede estar presentando un cuadro de disfunción generalizada, aceptaremos como lógico el enfoque que ha hecho al Dr. Lechin mundialmente famoso. Acepto que no es el concepto que manejan la mayoría de los especialistas en el área de la medicina que dividen el funcionamiento de nuestro organismo como en regiones o sectores, pero el avance de la ciencia a nivel mundial reafirma y está en consonancia con este enfoque, el cual, casual o causalmente ha coincidido con las observaciones efectuadas en mis pacientes y ha venido a darle explicación a una serie de hallazgos que he encontrado a lo largo de mi ejercicio profesional, trabajando en un área completamente diferente a la del Dr. Lechin.

Esta web fue creada con la finalidad de dar a conocer en términos muy sencillos un enfoque, resultado de una vida dedicada a la indagación, al cuestionamiento de conceptos preestablecidos, a la experimentación y al análisis y síntesis de los resultados obtenidos, a la creación, a la no obediencia, a la diferencia, a la curiosidad. La dedico a los pioneros, a los que no hacen lo que los demás les ordenan, a los que no hacen lo que hacen los demás o la mayoría, sino a los que obran de acuerdo a sus propias convicciones. Espero que la información abra frente a ustedes una nueva forma de pensar, e induzca a un cuestionamiento de nuestros patrones.

Joanna Evans F.